méxico | 30 de Septiembre de 2020

Zhu Qingqiao, embajador de China en México. Foto mx.china-embassy.org

Por

Por 

La Jornada
Ciudad de México, 30 de septiembre.- Las vacunas contra el Covid-19 desarrolladas por China “se convertirán en bienes públicos una vez que estén disponibles, y serán utilizadas prioritariamente por los países en desarrollo”, aseveró el embajador de ese país en México, Zhu Qingqiao.

Durante la ceremonia virtual en la que se conmemoró este miércoles el 71 aniversario de la fundación de la República Popular China, el diplomático informó que varios de los antídotos en los que trabaja su país ya entraron en la tercera fase de ensayos clínicos. “China, con sus acciones concretas, ha ayudado a salvar vida de decenas de miles de personas, demostrando su sincero anhelo por construir una comunidad de futuro compartido de la humanidad”.

Aseveró que el gobierno de su país, presidido por Xi Jinping, “seguirá siendo el constructor de la paz mundial, un contribuidor al desarrollo global y el defensor del orden internacional”. En particular, en el contexto de pandemia la apuesta debe ser por el multilateralismo, el apoyo y la solidaridad global, y no el individualismo y el supremacismo.

En ese sentido recordó que, en medio de la crisis sanitaria mundial, China ofreció 50 millones de dólares a la Organización Mundial de la Salud, envió 34 equipos médicos a 32 países, ha dado asistencia a más de 150 naciones y organizaciones internacionales, ha organizado videoconferencias de expertos sanitarios para 180 países y ha suministrado y exportando insumos médicos a más de 200 naciones y regiones.

Qingqiao destacó la relación con nuestro país, la cual se ha reforzado a raíz del Covid-19. “Estamos dispuestos a trabajar con México para estrechar la cooperación antipandémica y profundizar el intercambio amistoso y la cooperación de beneficios mutuos en diversas áreas, a fin de impulsar el desarrollo de la Asociación Estratégica Integral China-México para que se logren más resultados tangibles”.

Ejemplo de ello fue el establecimiento del puente aéreo bilateral, con el que se dotó a México de insumos y equipo para el personal sanitario que atiende a los enfermos de Covid-19, a tiempo que mantienen una visión basada en la cooperación internacional contra la pandemia, el acceso equitativo a las vacunas y la no politización y estigmatización de la crisis sanitaria.

Otro factor que ejemplifica la relación bilateral es que en la primera mitad de este año, las exportaciones mexicanas hacia China crecieron 3.4 por ciento. “Una muestra de la gran resilencia del comercio bilateral”.

El subsecretario de Relaciones Exteriores, Jesús Seade, destacó que la transformación económica de la China moderna “ha sido espectacular. Sin duda, es el ejemplo más claro de cómo el comercio puede impulsar la innovación en un país que incluso se convierte en gigante tecnológico global, al tiempo que saca a millones y millones de personas de la pobreza”.

Enfatizó que el dinamismo de esa nación la ha apuntalado como una de las economías más relevantes a escala global en el último cuarto de siglo, pues ha contribuido con casi un tercio del crecimiento económico mundial en ese periodo.

De ahí la importancia para México de que China sea su segundo socio mercantil, con 10 por ciento del comercio total de nuestro país, que alcanzó en 2019 un valor superior a 90 mil millones de dólares. Además, que México es el primer socio comercial de China en América Latina.

Seade destacó que con la reciente entrada en vigor del T-MEC, México se convierte en un punto estratégico para el comercio de China, pues puede ser su puente para conectar dos de los mercados más dinámicos de la economía mundial: Norteamérica y Asia.

La subsecretaria de Comercio Exterior de la Secretaría de Economía, Luz María de la Mora Sánchez, detalló que de ese flujo comercial en 2019, 7 mil 136 millones de dólares correspondieron a exportaciones mexicanas y alrededor de 83 mil millones de dólares de importaciones desde China, “el reto es hacer crecer la balanza mexicana de exportaciones”.

Por su parte, la subsecretaria de Asuntos Multilaterales y Derechos Humanos de la cancillería, Martha Delgado, señaló que ambas naciones demostraron en medio de esta pandemia la importancia de la colaboración internacional, tanto con el puente aéreo para insumos médicos como, ahora, con la colaboración para la consecución de vacunas.

En su participación, el secretario de Turismo, Miguel Torruco, dijo que China se ha convertido en el primer emisor de turistas hacia México de Asia, por encina de Japón y Corea del Sur, pues en 2019 llegaron 167 mil 145 personas con motivo de turismo a aeropuertos internacionales mexicanos, que generaron un ingreso de 167.4 mil millones de dólares para nuestro país.